martes, enero 19, 2010

La talega del torerillo.

Me cuenta una buena amiga que a ella le encanta ir al fútbol y a los toros al fútbol para ver correr a los tíos y verles " ese culito y esas piernas".

A los toros directamente va para verles la talega.
Me dice que le encanta ver " si lleva mucho o poco en la talega".

Según ella "los que llevan mucho" hacen mejor faena,yo creo que es simplemente que le ponen y ya esta.

Alguno la tiene pequeña y encima no la ha sabido usar .

Y claro ha pasado que el toro casi se sale de rositas,y tuvo que dejar que el Niño de la capea le cortara las orejas y el rabo porque no tuvo arrestos ni fuerza para hacerlo.

Y cuando lo hizo él sólo pudo jalearlo detrás de la barrera.
Claro y eso jode.Aunque se fuera satisfecho no fue el quien lo hizo y no puede presumir de ello.

Y eso que intentó calentar la plaza con anónimos de poca dudosa procedencia, puestos por sus subalternos ,pues al cabo todo se sabe (los que los leyeron y los compararon lo vieron enseguida). Pero se le mojaron por las fugas y se quedaron en papel mojado.
Que mal torero que atrás no ha sabido estar y delante tampoco.

Y en su ultima salida a la plaza le dieron dos cornadas.

Pero ya se sabe mientras unos se defendían poniendo las banderillas y otros daban los pases de la muerte éste estaba en el burladero chillando.

Intentó meter la taleguilla en otra de las plazas y le dijeron que nanai que preferían al Niño de la capea y compañía a verle con esa taleguilla por allí.

Así que ahora solo le quedan las plazas portátiles para hacer faena en compañía del Fontanero torero ¿O era el bombero torero?Me gustan los toros, pero vaya no soy un experto.

Me dicen que cuando se estrena novillero en las plazas su Maestro le sostiene el capote y le dice por donde tiene que dar los pases,pero al toro hay que lidiarlo no solo decirle je toro!

Se trata de dar pases y hacer buena faena,no solo de engañarlo porque el toro sabe mucho y y muchas veces se da cuenta de donde han venido los pases y le puede dar un revolcón.

El toro no se se calla con buenas palabras sino con hechos.Con una buena faena haciendo las cosas bien desde el principio como deben hacerse no con engaños ni fintas porque en las fintas se arriesga mucho.

Y si sales a la plaza de primeras con una finta toda la plaza se da cuenta del engaño.

Te podrá salir bien al principio pero...¡A ver cuando te pilla! Si se es novato más pronto que tarde. Pero bueno de eso tambien se aprende.Los críticos taurinos siempre estarán ahí escribiendo a esos no se les puede callar.